¿Cómo cuidar tu melena y mantenerla saludable?

Cuidar de nuestro cabello es parte de cuidar nuestra salud.
¿Cómo cuidar tu melena y mantenerla saludable?

El cabello es una de las partes del cuerpo que más sufre bajo el sol, y son pocas las personas que se lo cuidan durante esta época más caliente, el verano.

Al igual que para la piel, el peor enemigo del cabello es la sobreexposición a los rayos del sol, el agua del mar, y las piscinas. Pero la buena noticia es que los daños que provocan estos enemigos  se pueden prevenir y revertir tomando en cuenta ciertos cuidados especiales.

Algunos de los daños que toda melena larga o corta, abundante, riza o lisa, sufre ante el clima típico del verano son:

Nadar en el mar

Bañarse en el agua del mar es una de las actividades del verano que más maltratan el cabello. El agua de mar tiene un alto contenido de sal que destruye la humedad que de forma natural contiene el cabello.

Medida preventiva: Aplica en el cabello un acondicionador de hidratación profunda antes de ir a la playa

Un acondicionador de tipo ‘leave-in’ es un ‘must’ para mantener el pelo suave e hidratado durante los días de sol y calor.

Nadar en la piscina

El agua con cloro es otro de los enemigos del cabello, ya que destruye los aceites naturales que son esenciales para mantener el pelo sedoso, saludable, brilloso y con una caída natural.

Medida preventiva. Aplicar aceites y productos a base de silicona. Estos son los mejores en la lucha contra los efectos del agua con cloro.

 

 

Humedad

El cabello es extremadamente sensible a la humedad.

El pelo liso y ondulado se esponja con la humedad climatológica, es decir que sufre los efectos del llamado ‘frizz’.

Medida preventiva.  El aplicar un acondicionador de hidratación profunda más un sellador del cabello a base de silicona ayudará a disminuir la absorción del exceso de agua ambiental.

Recomendaciones generales

El cuidado del cabello durante los días de veranos están estrechamente sujetos al tipo de cabello que tienes. Sigue los siguientes consejos para prevenir que el cabello se vuelva seco y quebradizo ante la exposición al sol, al mar o la piscina.

  • Aplicar un acondicionador de hidratación profunda una vez a la semana.
  • Lavarse la cabeza con champú cada 3 días, de ser posible, ya que este producto de higiene y belleza remueve del cabello los aceites protectores de su capa exterior.