Jueves 23 de Mayo 2019

¿Cuáles son los mejores métodos anticonceptivos permanentes y cuáles son sus beneficios?

La vasectomía y la ligadura de trompas son métodos anticonceptivos permanentes
¿Cuáles son los mejores métodos anticonceptivos permanentes y cuáles son sus beneficios?
Foto: shutterstock

Los métodos anticonceptivos permanentes son aquellos que imposibilitan de manera casi irreversible al paciente de concebir un descendiente.

Estos métodos anticonceptivos se realizan o deben realizarse si la persona está completamente segura de no querer procrear.

A continuación, vamos a detallar dos métodos anticonceptivos permanentes específicos, que son la vasectomía y la ligadura de trompas.

Vasectomía

Vasectomía
Foto: Pixabay

En la vasectomía se provoca la esterilidad del hombre de manera intencionada. Es el método anticonceptivo permanente más seguro para ellos y existen dos tipos.

La vasectomía convencional consiste en realizar pequeñas incisiones en cada lado del escroto para extraer, obstruir y reacomodar el conducto deferente, que es la vía de circulación de los espermatozoides. Esto se realiza para evitar que alcancen la próstata y se mezclen con el semen.

La vasectomía no quirúrgica se realiza con una pequeña punción en la piel escrotal con un instrumento especial. La piel se estira y se bloquean los conductos con el mismo procedimiento de la vasectomía convencional. Es una modalidad menos invasiva, por lo que el dolor y sangrado son mínimos

Efectos

Es efectiva en el 99,98% de los casos, pero la efectivad no es inmediata. El hombre debe eyacular entre 15 y 25 veces para quedar libre de espermatozoides. Y la sexualidad masculina no es afectada en lo absoluto.

Los testículos seguirán produciendo semen, solo que carentes de espermatozoides. Cabe destacar que la vasectomía no protege de las ETS.

Ligadura de trompas

Ligadura de trompas
Foto: Unplash

Las Trompas de Falopio son los conductos en los cuales se moviliza el óvulo femenino para ser fecundado. Existen varios procedimientos de intervención de ligadura de trompa, pero el más usual es recurrir a la cesárea o realizar una laparoscopia.

En la laparoscopia, se realizan dos incisiones pequeñas, una en el ombligo y otra en el nivel púbico. Por medio de esas incisiones se introducen los instrumentos necesarios para la ligadura de trompas.

Se utilizan grapas o anillos, aunque cauterizar es otra medida que se emplea. La ligadura evita el paso del óvulo, impidiendo el embarazo.

Efectos

El deseo sexual no es alterado, ni tampoco el físico de las mujeres. Los ovarios siguen funcionando de manera normal, y aunque la efectivad de procedimiento sea de 99%, se han dado casos poco usuales de embarazos, años después del procedimiento.