Sábado 23 de Junio 2018

La apendicitis es la causa de la cirugía más frecuente en nuestros niños

La apendicitis es la causa de la cirugía más frecuente en nuestros niños
La fiebre es uno de los síntomas de la apendicitis. /Archivo

La cirugía abdominal más frecuentemente realizada en niños es causada por la apendicitis. La apendicitis se presenta con mayor frecuencia en los niños y jóvenes de 10 a 20 años de edad y se presenta con más frecuencia en los niños comparados con las niñas.

Qué es la apendicitis

La apendicitis es la inflamación de la parte del intestino donde se conecta el intestino delgado con el intestino grueso.

Qué causa la apendicitis

La apendicitis es causada por la obstrucción de la luz de la parte del intestino llamado “Apéndice”. Esta obstrucción o bloqueo es producido por acumulación de material fecal, alimentos no digeridos, u otros materiales en el lumen del apéndice. También la obstrucción se puede causar por la torsión del intestino. Después de que se produzca la obstrucción, se multiplican las bacterias que se encuentran en la apéndice y esto crece al punto de invadir toda las paredes de esa área del intestino produciendo inflamación. Esta inflamación puede obstruir el flujo sanguíneo y puede causar perforación de las paredes del intestino.

Esta inflamación de la pared del apéndice es lo que produce el dolor inicial

Los síntomas clásicos de la apendicitis son:

  • Dolor alrededor del ombligo o dolor peri- umbilical en la etapa temprana de la enfermedad.
  • Falta de deseo de ingerir productos alimenticios.
  • En las primeras 24 horas el dolor pasa a la región abdominal cuadrante inferior derecho.
  • Dolor que se empeora con el movimiento.
  • Nausea y vómitos.
  • Fiebre.
  • Diarrea.
  • Dificultad para caminar.

Los niños más jóvenes no presentan los síntomas típicos y el diagnóstico se hace más difícil.

En los niños de menos de un mes los síntomas más frecuentes son:

  • Vómito.
  • Distención abdominal.
  • Dolor abdominal.
  • Falta de apetito.
  • Está bien irritable.
  • Tiene problemas para controlar la temperatura de sus cuerpos.

El diagnóstico es realizado con:

1) Pruebas de sangre.

2) Pruebas de orina.

3) Ultrasonido del abdomen.

4) Tomografía del abdomen.

Tratamiento

El tratamiento es la extirpación temprana mediante una cirugía, la cual puede ser laparoscópica si el  proceso inflamatorio no ha progresado a la rotura del apéndice. La peritonitis es una complicación severa de la ruptura interna de apéndice inflamado.

Antes de la cirugía es muy importante tratar a los pacientes con fluidos intravenosos, analgésicos y antibióticos adecuados para la infección.

-La Dra. Denise Núñez es pediatra y  fundadora de la Fundación Niño de la Caridad en El Bronx