Domingo 20 de Enero 2019

Los ángeles y su ayuda en las épocas de crisis

En estos tiempos estamos inundados por noticias que hablan de la difícil situación económica mundial, guerras y depresión. Con la ayuda de los ángeles podemos enfrentarlos con mayor fortaleza.
Los ángeles y su ayuda en las épocas de crisis
Foto: Pixabay

La crisis que enfrenta el mundo en todos los sentidos tiene un efecto sicológico sobre las personas en general, aunque no hayan sido afectadas directamente. Y mucho más sobre quienes, de alguna u otra manera, han sentido el “golpe” directo en sus bolsillos por haber perdido su empleo, ver una disminución en las ventas de sus negocios, etc. Lo más preocupante es que debido a dicha situación, las relaciones interpersonales, la depresión y las crisis a nivel emocional han aumentado, generando una mayor inestabilidad en la sociedad.

Todo lo anterior ha creado una especie de “pánico emocional” que ha generado una confusión manifestada en una sola pregunta: “Y ahora, ¿qué camino tomo?”. No olvides que Dios, a través de sus ángeles está presente en todos y cada uno de los aspectos de tu vida, incluso el aspecto económico. Vivimos en un mundo material y el dinero es parte de este mundo.

Los ángeles, creados por Dios para adorarle y ayudarnos a los seres humanos, pueden asistirnos durante estos momentos de incertidumbre:

1. Mantén el balance. Es decir, no te enfoques solamente en el dinero y olvides los demás aspectos importantes de tu vida.

2. Pide a Dios y sus ángeles que te ayuden con fe, no con angustia. Esto se traduce igualmente en que trates de mantener una mente positiva y no permitas que los pensamientos negativos se apoderen de ti.

3. Con la anterior actitud, tendrás la disposición para acudir a los ángeles y su energía de amor y fortaleza.

4. Para recibir ayuda en los aspectos económico y de trabajo, puedes acudir a los siguientes seres de luz:

– Arcángel Gabriel. Si piensas cambiar de profesión, o si quieres o debes cambiar de vivienda (vela blanca).

– Arcángel Uriel. Para tener mayor claridad mental para tomar buenas decisiones, si te encuentras en una inestabilidad laboral, o pasando de un trabajo a otro (vela amarilla o morada).

– Arcángel Chamuel. Para conseguir un nuevo trabajo o actividad. Si te sientes sin fuerza (sin amor propio) o para seguir adelante (vela rosada).

– Arcángel Miguel. Para que te muestre el camino que más te conviene recorrer y para que te “encarrile” (vela azul o dorada).

– Arcángel Jehudiel. Su nombre significa “Alabanza de Dios”. Él puede ayudarte a conseguir un muy buen trabajo (vela violeta oscura o azul oscura).

Además de lo anterior, los ángeles entregan los siguientes ejercicios que se pueden aplicar para manejar la crisis económica como emocional:

1. Cambia los pensamientos negativos por pensamientos positivos. Los ángeles me han indicado que ellos saben y entienden que esto muchas veces no es tan fácil de lograr para nosotros los seres humanos. Sin embargo, hay que iniciar esa rutina que, si haces con constancia, terminará convirtiéndose en algo sencillo de lograr.

2. Visualiza lo que deseas. Así parezca inalcanzable, no frenes tus pensamientos y deseos. Imagínate feliz, como deseas estar o cambiar en tu vida. Trata de hacer este ejercicio, que toma solo unos pocos minutos, cada día.

3. Para unas personas es a veces más fácil escribir, así que aparte de la visualización, si lo deseas, escribe en un papel la lista de asuntos que deseas mejorar o cambiar. Lee esa lista todos los días y al tiempo imagina cómo lo que anhelas llega a tu vida.

4. Punto importante: SIENTE que es así. Esto, en otras palabras, se llama FE. Ten la convicción de que Dios te dará lo que le pides si es conveniente para ti.

5. Da gracias. Luego de leer tu lista o terminar de visualizar en tu mente tus objetivos, da gracias a Dios y sus ángeles. Con esto, es como si dieras por hecho que ya lo has recibido. Así es como funciona.

Para los ejercicios anteriores, la sugerencia es trabajar conjuntamente con el arcángel Chamuel, los ángeles de la prosperidad, la abundancia y los ángeles guardianes que cada uno tenemos. Simplemente, dedícale un tiempo a este ritual todos los días y verás cómo el miedo global dejará de tener un impacto directo sobre tí para darle paso a la tranquilidad de la fe.

Pide a estos seres y a los ángeles en general, no olvidando pedir primero a Dios, pues Él es quien concede lo que pedimos, que te abran los caminos, te den señales para entender hacia dónde debes dirigirte. El secreto está en pedir con fe y sin angustia o negatividad. Esto es lo que hace que las cosas realmente se den. La abundancia está afuera. Es cuestión de creer y tener la convicción de que llegará a ti.

*Ana Mercedes Rueda es la autora de los libros “¿Por Qué Pido y no Recibo?”, “El Cielo te Habla” y “¿Por Qué No Fluye el Amor en mi Vida?”.  www.mensajedeangeles.com. @anamercedesrueda.

Consulta tu horóscopo
de hoy