Jueves 21 de Junio 2018

Un empresario de Nueva Jersey ayuda a los vecinos afectos por el Nor’easter

La costa este del país estuvo bajo la alerta de una tormenta Nor'easter con vientos destructivos, lluvias torrenciales, nieve y hasta la posibilidad de inundaciones costeras
Un empresario de Nueva Jersey ayuda a los vecinos afectos por el Nor’easter

Cuando el Nor’easter del viernes 2 marzo dejó a Andrew Van Jura IV, propietario de Quality Comfort Heating and Cooling, sin electricidad, decidió postearlo en Facebook. Comprobó cuántos cuántos miembros de la comunidad necesitaban electricidad.

Según contó Van Jura a MyCentralJersey  él quería salir y ayudar a la gente. Quería donar su tiempo. La gente sufría muchas averías y pérdidas inesperadas. Quería ayudar a la comunidad de la mejor forma posible.

“Lo mejor que puedo hacer es ayudar con la calefacción y hacer que las instalaciones de las personas se pueden poner en marcha aunque sea de manera temporal. Ya  sea con un generador, eso lo hice con algunos vecinos. Pero a otros les reparé la instalación porque se averió debido a las sobretensiones y las interrupciones”, dijo Andrew Van Jura IV.

Van Jura alertó a los residentes de varias comunidades a través de Facebook que proporcionaría mano de obra gratuita para reparar cualquier sistema de gas propano que se hubiera roto  como resultado del corte de energía y el aumento repentino. La oferta tiene algunas limitaciones, como el costo de las piezas, que es responsabilidad del cliente.

Van Jura, cuya buena voluntad fue reportada por primera vez por el sitio web LifeZette, dijo que la oferta se ha extendido para incluir a los afectados por la tormenta de esta semana.

 

Pero los esfuerzos humanitarios de Van Jura no terminaron ahí.

Mientras viajaba a ayudar el pasado 7 de marzo, también rescató a un automovilista de edad avanzada varado en la carretera.

“Estaba atrapado en medio de la carretera”, dijo Van Jura. “Subió una colina en una pequeña camioneta que no tenía tracción a las cuatro ruedas y se quedó atascada. Estaba poniendo sal e intentando llevar su camión a la carretera. Tenía frío, estaba cansado y jadeaba pesadamente. Estaba a punto de sufrir un ataque al corazón. Ofrecí usar cadenas y subirlo a la colina, lo cual hice. El hombre quedó muy agradecido”.

Su padre, que murió inesperadamente en noviembre, fue la inspiración detrás de Van Jura para comenzar el negocio.

Van Jura, es padre de cuatro hijos, y un miembro activo  del servicio comunitario de Somerville Elks Lodge.