Miércoles 22 de Noviembre 2017

Mitos y verdades en torno al veganismo

El pasado 1 de noviembre se celebró el Día Mundial del Veganismo y te contamos cuáles son los beneficios y puntos a tener en cuenta para llevar este estilo de vida
Mitos y verdades en torno al veganismo
Lo recomendable es que la dieta vegana sea personalizada.
Foto: Pexels

Primero, definamos el tema. ¿Qué es el veganismo? Su concepto más difundido nos dice que se trata un estilo de vida que rechaza el consumo de todos los alimentos de origen animal, por razones que generalmente tienen que ver con el respeto a los animales y el cuidado del medio ambiente.

Las personas que adoptan el veganismo llevan una dieta que tiene como principal fuente a la proteína vegetal (frutos secos, semillas, legumbres y verduras). Sin embargo, surgen una serie de interrogantes sobre si es verdaderamente saludable dejar de ingerir ciertos nutrientes que provienen de los animales.

“Una dieta vegana es menos tóxica y genera una menor incidencia de problemas cardiovasculares”, nos dice, enfático, el doctor José Luis Pérez-Albela, miembro de la Sociedad Peruana de Medicina Biológica. “Es indispensable que la persona se haga un estudio sobre cuál es su estado para que pueda adoptar su nuevo estilo de la mejor forma”, comenta, por su parte, el médico nutriólogo Arnaldo Hurtado.

¿Quieres saber cuáles son los beneficios del veganismo? Descubre si es un estilo de vida que se puede amoldar a ti.

El veganismo es un estilo de vida que rechaza el consumo de alimentos de origen animal; desde carne hasta productos como la leche, queso y huevos. Descubre aquí sus beneficios y posibles restricciones.

Antes de asumir el veganismo en nuestra dieta, el médico nutriólogo Arnaldo Hurtado recomienda ponerse en manos de especialistas.

“Es indispensable que la persona se haga un estudio sobre cuál es su estado para que pueda adoptar su nuevo estilo de la mejor forma. Un cambio de estas características requiere asesoría y un control constante”, comenta.

De acuerdo al doctor Pérez-Albela, el veganismo puede traer múltiples beneficios a la salud. Entre otras cosas, una dieta vegana es “menos tóxica”, genera menor incidencia de problemas cardiovasculares y diabetes, y es de fácil digestión, gracias a la presencia de fibra en los vegetales.

Arnaldo Hurtado comenta que las personas que asuman el veganismo deben complementar su dieta con suplementos vitamínicos. Esto debido a que, por no consumir alimentos de origen animal, dejarán de recibir ciertos nutrientes fundamentales, como es el caso de la vitamina B12.

“Esta vitamina se puede encontrar en los champiñones, pero para lograr los niveles que necesitamos es necesario recurrir a suplementos. De lo contrario, se pueden notar signos de cansancio o, incluso, cuadros de anemia”, advierte el especialista.

¿Es recomendable convertirse al veganismo de un momento a otro, o la transición debe ser paulatina? “Es relativo. Si ya eres vegetariano es más fácil. Si eres omnívoro, te recomiendo primero cambiar a una dieta ictiovegetariana (donde se puede reemplazar la carne por pescado) para luego pasar a una dieta completamente vegana”, explica José Luis Pérez-Albela.

Según el doctor Pérez-Albela, es falso que los veganos sean más propensos a enfermarse, por no incluir ciertos alimentos en las comidas. “Es fundamental el consumo de aceite de coco en la dieta, pues en su composición se encuentran ácidos grasos esenciales como el ácido cáprico y caprílico, muy similares a los ácidos grasos animales”, comenta el especialista.

De acuerdo al doctor Arnaldo Hurtado, una dieta vegana debe ser personalizada. Pero, en términos generales, aconseja incluir cinco raciones de vegetales y frutas al día, además de cereales y granos en el almuerzo, como la quinua o frejol. De igual modo, recomienda sustituir los lácteos con soja o avena.

Otro punto interesante es que no existe impedimento para que un deportista de alto rendimiento sea vegano.

De igual modo, para el doctor Pérez-Albela no resulta contraproducente llevar una dieta vegana, pero recomienda añadir fermentados, ya que funcionan como probióticos en el organismo, los cuales te ayudarán a lograr un equilibrio en la flora intestinal y reemplazarán la acción de alimentos como los yogures.

Finalmente, tampoco existen impedimentos para que una mujer embarazada lleve una dieta vegana. Pero, a la par, según Pérez-Albela, esta debe ser suplementada con magnesio, vitamina B12 y proteínas unicelulares, como la espirulina (microalga de agua dulce).