Sábado 18 de Noviembre 2017

Doce formas sencillas de reducir tu consumo de plástico

Debemos disminuir nuestro consumo de envolturas si no queremos convertir al planeta en un basurero
Doce formas sencillas de reducir tu consumo de plástico
Evita siempre los artículos de plástico para usarse una vez.

Los ecologistas han advertido que si no se detiene el ritmo actual, el planeta se convertirá en pocas décadas en un basurero gigantesco. La política de reciclaje implantada por las autoridades de las grandes ciudades trata de ser cada día más agresiva para disminuir las toneladas de desechos que producimos.
Las estadísticas municipales advierten que la mitad de los residuos tienen su origen en el empaquetado de los productos. Estados Unidos consume proporcionalmente el doble de papel y cristal que todos los países europeos, mientras que sólo recicla la mitad. Latas de refrescos, botellas, bolsas de plástico, paquetes de cartón se apoderan del espacio urbano a un ritmo muy superior a la capacidad de reciclaje.
Algunas de las medidas rápidas y fáciles que podemos todos tomar para ayudar son:

  • Evita el uso de productos de usar y tirar: platos, vasos, cubiertos, etc.
  • No compres productos sobre envasados, por ejemplo, alimentos en bandejas de poliestireno.
  • Rechaza los alimentos que vienen en “bolsitas individuales” dentro de un paquete más grande.
  • Si eliges el embotellado en plástico decídete por el PET frente al PVC. Evita también juguetes y objetos que estén hechos de este plástico.
  • Consume productos envasados de mayor capacidad, y evita los de uso mini o individualizado.
  • Cuando vayas al supermercado lleva tu propia bolsa de lona o malla. En última instancia, reutiliza las bolsas que ya te han dado. Rechaza las bolsas que no necesitas, aunque insistan en regalártelas.
  • Utiliza bolsas de basura de plástico reciclado o bolsas compostables fabricadas con almidón de maíz en vez de plástico.
  • Utiliza los sistemas de recogida selectiva de envases ligeros.
  • Utiliza envases retornables. Además de promocionar el consumo local, se evita la utilización de envases de un solo uso.
  • Compra bebidas (principalmente) en envases de vidrio retornables.
  • Retorna las botellas a los sistemas de recuperación.
  • Utiliza los sistemas de recogida selectiva del vidrio.