Miércoles 26 de Septiembre 2018

¿Dónde envío los papeles de divorcio? ¡Usa Facebook!

Te casaste, tu pareja se fue de la casa y a los tres años decidiste que te quieres divorciar legalmente pero no puedes. ¿El problema? No tienes la menor idea de la dirección de esta persona, que aún es tu cónyuge ¡No puede ser esta una razón para no poder divorciarte! Esta historia no es mentira y fue lo que le pasó a Ellanora Baidoo, una chica de origen ghanés de 26 años que llegó hasta tribunales para que la dejaran mandarle aviso de divorcio a través de Facebook. Y la autorizaron.

El juez de la Corte de Manhattan, Matthew Cooper, decidió darle la autorización a Ellanora para que, de una vez por todas, Victor Sena Blood-Dzraku (aka su marido) pueda recibir el mensaje de que su señora y ella no siga ya legalmente casada con él.

Según detalla The Daily News, la demandante intentó literalmente de todo para poder comunicarse con su marido pero nada. “The post office has no forwarding address for him, there is no billing address linked to his prepaid cell phone, and the Department of Motor Vehicles has no record of him (…)We tried everything, including hiring a private detective — and nothing”.

La ordenanza legal dice que el escurridizo hombre recibirá la notificación de divorcio vía mensaje privado en la red social cada 7 días durante 3 semanas o hasta que se dé por enterado.

La resolución es mucho más profunda pues puede sentar precedentes legales que faciliten a las personas para que puedan divorciarse y que no pueden por casos similares a éste. Como dijo el abogado demandante, Andrew Spinnell, “I think it’s new law, and it’s necessary”. 

No es que estemos a favor del divorcio ni mucho menos pues cada quien hace lo que se le dé la regalada gana. Pero las cifras de quiebres matrimoniales no mienten y en Estados Unidos se estima que entre un 40 y 50% de los matrimonios del país terminan en divorcios.

El primer mensaje a Victor ya fue enviado la semana pasada y aún Ellanora no tienen respuesta. Ahora habrá que esperar qué pasará si luego de las tres semanas, el marido aún no da señales de vida.