Miércoles 24 de de Julio 2019

¿Qué le está haciendo la computadora a tus ojos?

¿Qué le está haciendo la computadora a tus ojos?
Tus ojos sufren al pasar varias horas frente a la computadora.

Te puedo decir lo que se siente: dejas de mirar la pantalla y tienes los ojos como platos fríos, te cuesta trabajo enfocar a la distancia e incluso puedes experimentar ardor.  Estamos ni más ni menos que ante el computer vision syndrome, mal que afecta a las personas que pasan más de 7 horas frente a una computadora o monitor :(. Y si sufres miopía o astigmatismo, peor- been there…-

La American Optometric Association define a este síndrome como un conjunto de problemas en los ojos y la visión proporcionales al tiempo de uso de una pantalla. Para que hagas tu checklist, estos son algunos de los síntomas más comunes:

  • Tensión ocular, que deriva en ardor de los ojos o incluso en dolores de cabeza, debido al esfuerzo continuo que hacemos para leer durante todo ese tiempo. Incluso puedes experimentar problemas para enfocar.
  • Ojos secos e irritados, porque al concentrarte en el trabajo en la computadora, tus ojos automáticamente reducen el número de parpadeos, lo que evita su lubricación natural.
  • Ojos “desnutridos”, pues según un estudio realizado en Japón recientemente, pasar tanto tiempo frente a una pantalla disminuye la cantidad de proteína MUC5AC contenida en la película lagrimal, que es la capa que cubre y protege los ojos.

Aquí viene la parte interesante del asunto: ¿qué puedes hacer para ayudar a tus ojos, si renunciar ahora mismo a ese trabajo en el que pasas 7 horas o más frente a la computadora, no es una opción? Toma nota:

  • Regla 20-20-20 – Por cada 20 minutos de trabajo frente a la computadora, retira tus ojos de la pantalla y enfoca por 20 segundos un objeto que se encuentre a unos 20 pies de distancia. Esto hará que tus ojos descansen  y se lubriquen.
  • Parpadea de vez en cuando – Hazlo como un hábito: mientras estás trabajando en la computadora, parpadea varias veces en series de 8 a 10 movimientos. Cuando te acostumbres notarás que no es necesario detener tu trabajo para hacerlo.
  • Humidifica el ambiente – Si es posible, aléjate del aire acondicionado e incluso mantén un humidificador de ambiente cerca de ti. Así evitarás la resequedad en tus ojos.
  • Cierra los ojos – Cada hora, cierra tus ojos y realiza movimientos horizontales, verticales y circulares con tus ojos. Te tomará sólo unos segundos.