¿Sola al cine?

La primera vez cuesta. Después, no querrás invitar a nadie más.
¿Sola al cine?
Prueba la experiencia de ir al cine sola y disfruta la libertad.
Foto: Shutterstock

Parece fácil, pero no lo es tanto. Animarte a ir sola al cine implica muchas cosas, desde pedir un solo boleto en la taquilla (aunque lo puedes comprar online) y comprar una sola soda, hasta admitir que estarás sentada hombro con hombro con desconocidos.

Aceptémoslo: los lugares de diversión y entretenimiento están hechos para las parejas, ya sea de amigos o de algo más. A menos que te sientes en la barra, los restaurantes acomodan las sillas en pares. En clubes y bares siempre habrá grupos de amigas, casi nunca una chica sola, y lo mismo en cualquier concierto o espectáculo. Tampoco es agradable cuando el chico de la roller coaster pregunta en la fila si hay otra persona sola para que se suba contigo.

Después de hablar con varias amigas que prefieren no ir, antes de pararse en el cine solas, mi conclusión es que el principal obstáculo para ir alone está en nuestras cabezas: cuando te vean sentada sola en el cine, alguien pensará: seguro no tiene con quién venir al cine. ¡Plop! La idea suena devastadora.

Y aunque esa afirmación puede ser verdad, es muy probable que tu solitaria presencia en la sala se deba a otras razones. Hablemos de 2:

a) Las circunstancias: tu pareja está de viaje, tu girlfriend ya se consiguió novio o tu compañera de oficina está en el velorio de su abuelita.

b) Tú lo decidiste: te dispones a disfrutar un momento en soledad, especialmente cuando quieres ver esa película islandesa de ese riguroso director que dura 3 horas y media.

En cualquiera de ambos casos, convéncete de que ir al cine sola implica, sobre todo, disfrutar de un momento contigo. Y diversión también. Y that’s it. Que alguien más piense que eres un hongo solitario en este mundo, es problema de quien lo piensa, no tuyo. No puedes hacer nada con el pensamiento de los demás, pero sí con el tuyo.

Ir al cine sola es una autopalmadita en tu hombro, una manera de consentirte porque te lo mereces y la decisión de una mujer independiente que lo mismo puede compartir con otros que estar en paz sólo con ella misma.

Y una ventaja más: no tendrás que compartir con nadie tu popcorn.

Cine y música para ti