Domingo 19 de Noviembre 2017

Anticonceptivos: implante subcutáneo

Al elegir el método adecuado, las mujeres pensamos en las ventajas y desventajas de cada uno.
Anticonceptivos: implante subcutáneo
El implante hormonal subcutáneo, es uno de los métodos anticonceptivos más seguros que existen.
Foto: Flickr

El implante subcutáneo es el método anticonceptivo cada vez más solicitado en el mundo. Consiste en colocar debajo de la piel del brazo, una varilla de plástico flexible del tamaño de un fósforo, durante un período que va de los 3 a 5 años. La varilla libera una hormona llamada progesterona que impide la ovulación.

A pesar de que se coloca por medio de una sencilla operación, que prácticamente no duele gracias a la anestesia local, muchas mujeres en el mundo lo eligen por su comodidad y duración.

Si de seguridad se trata, la efectividad de este método anticonceptivo está casi asegurada: sólo tiene un 0.1% de probabilidad de fallo. Sin embargo, debes consultar con tu médico de cabecera si tomas antibióticos de amplio espectro, medicamentos antiepilépticos y psicotrópicos, ya que pueden interferir con la efectividad del implante.

Revisemos ahora las ventajas y desventajas del implante subcutáneo como método anticonceptivo.

Ventajas

  • No requiere mayor inversión de dinero, pues tienes que comprarlo sólo una vez cada tres años.
  • Ahorra tiempo, porque se coloca una sola vez y en un minuto.
  • Ideal para olvidadizas: por tres años, debes olvidarte de la anticoncepción.
  • Previene la anemia.
  • Regula el ciclo menstrual y reduce la duración de la regla.
  • Reduce el flujo y los dolores menstruales.
  • Puede ser utilizado durante la lactancia.
  • Previene el cáncer de endometrio y ovarios.
  • Es una buena alternativa para mujeres que no toleran el estrógeno, ya que sólo contiene progestágenos.
  • Te salva de problemas gastrointestinales, porque el implante se coloca debajo de la piel y la hormona va directamente a la sangre.

Desventajas

  • Corres el riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual si no tomas las precauciones adecuadas.
  • El implante a menudo se desplaza y es difícil de encontrar.
  • Requiere una inversión inicial elevada.
  • Puede eliminar la menstruación durante un período de tiempo.
  • En algunos casos, puede provocar sangrados intermenstruales o una regla más larga y dolorosa.
  • Algunas mujeres pueden aumentar de peso o desarrollar acné.
  • Favorece la retención de líquidos.
  • Puede alterar el humor o producir depresión.
  • Es posible que se produzcan infecciones en lugar del implante.

Recomendaciones finales

Por último, recuerda que puedes pedirle a tu médico que te lo quite en el momento que quieras dejar de usar el implante hormonal, ya sea porque no te resulta efectivo o cómodo, porque quieres tener un hijo o porque te causó algún inconveniente. Un experto puedes removerlo fácilmente.

Fuente imagen: Esta imagen es una obra derivada de Implanon (Warning: I write about menstruation here!) por Pippa Buchanan, disponible bajo la licencia Licencia de Atribución No-Comercial y Sin-Derivaciones en http://www.flickr.com/photos/pipstar/24181860/