Miércoles 13 de Diciembre 2017

El novio perfecto no existe, son las mujeres

El pasado fin de semana, hablé con mis amigas sobre sus relaciones, las presentes y las pasadas, y llegamos…

Guía de Regalos

El novio perfecto no existe, son las mujeres
Foto: morgueFile

El pasado fin de semana, hablé con mis amigas sobre sus relaciones, las presentes y las pasadas, y llegamos a la conclusión de que el novio perfecto no existe, lo hemos creado las mujeres. Pero, ¿por qué las mujeres nos empeñamos en dibujar a ese príncipe azul que sólo existe en las películas de Disney, en los anuncios de café o en las revistas femeninas y en los horóscopos?; y lo que es peor: ¿por qué intentamos, de alguna forma, moldear lo que tenemos, como si los hombres fueran unas figuritas de barro que deben acabar pareciendo lo que nosotras queremos que parezcan? Por supuesto que generalizar es casi tan peligroso como intentar buscar al hombre “ideal”, pero, y esto es sólo mi opinión, todas acabamos cometiendo en algún momento ese craso error.

Algunas comentaban que “porque son hombres y no les da para más”. Otra bromeaba con que si queremos un hombre a nuestro lado, tendremos que atenernos a las “consecuencias” y si no, tenemos dos opciones: echarnos una novia o “tirar la tolla” y vivir más tranquilas en soledad.

Tras la animada velada, me dio que pensar: el novio perfecto no existe, vale… ¿Pero realmente lo queremos? Y ¿qué es la perfección para nosotras? Muchas de las que habían hablado aquella noche llevan tiempo con sus novios, o incluso están casadas y son madres, y felices, pero enumeraron cientos de ocasiones en las que habían querido “estrangular” a sus novios imperfectos.

Decidí, entonces, contactar de nuevo con mis amistades planteándoles esta nueva cuestión: ¿de verdad queremos un novio perfecto? Y la respuesta fue casi tan unánime como en la de que el novio perfecto no existe: no, no lo queremos, o como dijo Paz, 27 años, “si alguna lo encuentra, que se preocupe: ese hombre apesta”. Paso a comentar ahora algunas de las respuestas que me dieron mis amigas, ¡no tienen desperdicio!

Para empezar, muchas me confesaron que ese hombre “ideal” sería un aburrido, que viviríamos en un mundo irreal (partiendo de que la perfección así entendida es una completa utopía), y que ese tipo de hombres, como confesaba Pilar, 25, fingían su modo de ser y valían para mujeres que viven en un mundo de yupi: ésas que vivirán una realidad paralela y nunca jamás llegarán a conocer al hombre que tienen a su lado.

Queralt, 26, añadía que “un príncipe Disney seguro que es un plasta ridículo en el mundo real. Lo mejor es que sea divertido y que tenga un don para hacerte rabiar y que luego lo arregle con alguna gracia peculiar”.

Isa, 30, puntualizaba que si has elegido a La Persona “eres consciente de que no es perfecto, pero te da igual, porque le quieres tal y como es y sabes que los novios/maridos perfectos sólo existen en las películas”, y sostenía que las mujeres tendemos a mirar siempre las relaciones que tenemos alrededor, idealizándolas, y corremos el peligro de destruir la nuestra, porque “la gente nunca cuenta la verdad”.

Pero entonces… ¿Qué es para una mujer del XXI un novio perfecto? Parece ser que “el que te quiere y punto”. Isabel seguía en su línea de que tanto galán “a mí, me da mala espina”, aunque “sí que es verdad que esa parte romántica y detallista del Príncipe azul, de vez en cuando, es necesaria”, puntualizaba Paz.

Nagore, 32, concluyó que a ella le encanta el suyo “con todas sus imperfecciones: conjuntan perfectamente con todas las mías”, porque al parecer, según Ana, 27, “el amor es imperfecto y por eso nos atrae y nos hace mejorar y esforzarnos cada día”.